Refundar con mejores estándares

Paulina Ortiz G
53 Lecturas
Publicado el 13, octubre, 2010

Si bien los episodios derivados del 27/F y la destrucción que generó en diversos rubros productivos de la Región del Biobío obligaron a replantear metas y plazos en términos de los proyectos que ya existían en el área de la Producción Limpia, en los últimos meses se ha ido retomando decididamente un trabajo que tenía impulso propio. Muchas de las empresas han visto en la reconstrucción una oportunidad de replantear procesos y refundar ideas que, a la larga, se traducirán en un mejor aporte al entorno y a las propias prácticas industriales.

El Secretario Ejecutivo de Producción Limpia (PL) Región del Biobío, Hugo Valeria, explicó que la Agenda PL 2010 girará fundamentalmente en torno a tres temas. El principal seguirá siendo levantar nuevos Acuerdos de Producción Limpia, que es el objetivo primordial del Consejo Nacional. “Sin embargo, este año y a nivel regional se promoverá entre las empresas de menor tamaño y Pymes el nuevo programa de Tecnolimpia, que es financiado por la Unión Europea y que pretende entregar asesoría gratuita a las Pymes para que mejoren su capacidad de gestión productiva y ambiental. La realidad de este tipo de empresas es que normalmente presentan déficit en muchos aspectos: profesionales, de recursos, etc., en las cuales el dueño realiza prácticamente todas las funciones de un equipo administrativo. Eso conspira directamente para que las Pymes no logren ser más eficientes y competitivas”, sostiene Valeria.

El programa Tecnolimpia está hoy asentado en Curauma, en la Quinta Región, donde cuenta con un grupo de profesionales de reconocido expertizaje.
(ver entrevista aparte).

Contempla cinco áreas temáticas especializadas: gestión de residuos sólidos, reducción de emisiones atmosféricas, eficiencia en el uso del agua y residuos líquidos, higiene
y seguridad laboral, eficiencia energética y energías renovables no-convencionales. Como aportes considera, entre otros servicios y productos, el desarrollo de guías de buenas prácticas enfocadas a la resolución de diversos problemas que afectan la instalación productiva. “Queremos trabajar con empresas que hayan participado en APL y también otras del sector productivo regional. Entre éstos definimos el sector metalmecánico y el pecuario. En este último caso hay desafíos pendientes como la gestión adecuada de los residuos denominados purines, en donde pretendemos incorporar gradualmente tecnologías limpias”, adelantó el Secretario Ejecutivo Regional.

Valeria recalca que la situación post terremoto es una oportunidad para reorientar y hacer modificaciones respecto de lo que se había avanzado con las actividades productivas. “La realidad indica que existen diversas instalaciones -ligadas a la Producción Limpia- con serios daños, pero creemos que persistirán en la estrategia que hemos trabajado conjuntamente, y que más que reconstruir, refundarán las industrias con mejores estándares a fin de hacer más eficiente su gestión. El gran aporte de PL en esta situación es colaborar para levantar estas actividades productivas con una mirada renovada, que contemple, desde el diseño, aspectos de PL: mejores equipos, procesos más limpios, cambios de materiales e insumos, aplicación de buenas prácticas, incorporación de mejores tecnologías disponibles”, indica.

Otro reto significativo apunta a promover la Ley del Estatuto Pyme que busca el mejoramiento de su gestión ambiental y productiva. Es una nueva normativa que fue dictada a fines de 2009 y una de sus características es que reconoce el aporte de la PL para mejorar el estándar de tales empresas. El objetivo es promover los beneficios de dicha norma para que sean conocidos por los rubros productivos de pequeña escala”.

Mirada nacional

Por su parte, y como medida post 27/F, el Consejo Nacional de Producción Limpia (CPL) anunció nuevos plazos para el cumplimiento de los compromisos contraídos por parte de quienes participan en el desarrollo de APL en la Región. Tal como señaló su Subdirector Técnico, Mauricio Ilabaca, “considerando los graves daños ocasionados por el terremoto, en particular a la infraestructura productiva regional, a nivel nacional el CPL estableció una mayor flexibilidad en las regiones comprometidas, otorgando plazos más amplios para el cumplimiento, entre otros, de las etapas de generación de Diagnóstico y Propuesta de un APL, Seguimiento y Control o Evaluación de la Conformidad”.

En este nuevo escenario, ¿cuáles son los desafíos para este 2010?
- Este es el año del desarrollo de un nuevo instrumento para fomentar la incorporación de la Producción Limpia en las empresas de menor tamaño de nuestro país, a través del pleno funcionamiento de Tecnolimpia, programa del CPL que tiene por objeto motivar e “inquietar” a las Pymes para que sepan de qué se trata la PL y los beneficios que conlleva su incorporación para sus actividades productivas y dónde y cómo pueden acudir o implementar esta estrategia preventiva productiva y ambiental.

Otro desafío consiste en la difusión y promoción del Sello Estrella Azul del Certificado de Cumplimiento de los APL, el cual corresponde a un instrumento de diferenciación en el mercado que ha sido creado a solicitud de las propias Asociaciones Gremiales que han participado de los APL. Luego está la tarea de culminar los Reglamentos que se derivan de la Ley 20.416, que promulga en su artículo décimo la Ley APL, para lo cual se han elaborado las propuestas correspondientes, de modo de asegurar su plena vigencia.

Debemos también desarrollar nuevos APL que sean más exigentes y desafiantes, incorporando temáticas emergentes de manera de anticiparnos y preparar a nuestras empresas a los requerimientos de los mercados externos, tales como la huella de carbono, la huella hídrica, la responsabilidad social y el comercio justo, entre otras.

Finalmente, llevar la PL a las regiones en que aún no estamos presentes, como Arica-Parinacota y Aysén.

¿Y en términos de oportunidades?
- La actividad productiva del Biobío no ha dejado de manifestar su interés por seguir implementando esta estrategia. Y a nivel nacional, estamos levantando nuevos APL regionales en los sectores de “Turismo de Intereses Especiales” y de “Productor y Exportador de Frutas”; también siguen en proceso de desarrollo los APL del sector “Portuario”, “Plantaciones Forestales de Agricultura Familiar Campesina” y “Universidades”, en donde la Región y sus centros académicos tienen mucho que aportar al país.

Además, se siguen desarrollando contactos con los rubros “Gastronómico del Borde Costero” y “Metalmecánico”, lo que demuestra que la PL es una efectiva herramienta que contribuye a superar los problemas derivados del evento sísmico, dado que nos permite hacer las cosas bien desde un principio, al estar centrada en un enfoque preventivo y resolver las causas de los problemas que generan pérdida de eficiencia y de productividad, como de contaminación o residuos. Esa es nuestra oportunidad.

La Revista que une el sur de Chile: Vida Social | Destacamos | Contenido | Negocios | Opinión | Datos interesantes | y más
Debes estar Registrado o Iniciar Sesión para poder comentar

La Salsa