TERRORISMO IMPUNE

OVERLAND overland
26 Lecturas
Publicado el 24, septiembre, 2010

Dos familias de Panguipulli, tras sufrir la destrucción total de sus pertenencias por parte de un desalmado, arrancaron y se refugiaron en otra de sus casas mientras esperaban que la justicia les restituyera sus tierras.

El sanguinario victimario encontró el escondite de los infortunados y mientras ejecutaba una vez más su macabro ritual de terror, “agarra como una fiera a un pequeño niño gravemente enfermo para echarlo afuera”. La inocente e indefensa criatura, agonizante, ante un trato tan cobarde, agresivo e inhumano, expiró su último suspiro, quedando el asesino con el diminuto cadaver en sus manos.

No es un hecho aislado. En esa zona se repitieron a diario las mismas atrocidades : rucas destrozadas e incendiadas y víveres y enseres botados en la calle. Algunas víctimas alcanzaban a escapar de la tortura segura que comunmente les infligían los despiadados malhechores. Otras fueron azotadas, colgadas y asesinadas.

Estas y muchas otras barbaridades, fueron relatadas en 1905 por el padre capuchino Sigifredo a la prensa local y nacional, enfatizando que , “¡ mis indios (mapuches)son mil veces más civilizados que esta escoria de la humanidad !”.

Esa escoria, los primeros terroristas de nuestra historia, en vez de ser encarcelados, se convirtieron en ricos terratenientes y gozaron de absoluta impunidad. Sembraron la semilla del terrorismo en Chile, cometieron crímenes de lesa humanidad , pero hasta la fecha, no he escuchado jamás a un Presidente pedir perdón público a los mapuches, como el perdón que pidió el ex Presidente Aylwin a las víctimas de la dictadura, estructurando medidas reparatorias.

Tiene razón la ex mandataria cuando en alguna oportunidad comentó que, “para que una herida cierre, tiene que estar limpia, si la herida está infectada no va sanarse…con ocultar la verdad el dolor reaparece con conflictividad”.

Falta ese “mea culpa”, faltan las medidas reparatorias o restitución de sus tierras, porque la herida sigue infectada, continuan los conflictos y seguimos demostrando que somos racistas.

Ricardo Viteri Prado

La Revista que une el sur de Chile: Vida Social | Destacamos | Contenido | Negocios | Opinión | Datos interesantes | y más
Debes estar Registrado o Iniciar Sesión para poder comentar

La Salsa